top of page
Buscar
  • Foto del escritorSoledad Fernández

MIS FAVORITOS DE LOS SERVICE DESIGN DAYS



La sexta edición de los Service Design Days indiscutiblemente ha puesto a prueba mi auto definición como diseñadora de servicios. La constante entre un remolino de contenidos que al parecer podían contradecirse, fue la idea del movimiento continuo como pilar fundamental de la profesión.


A continuación, quiero compartir con ustedes los aprendizajes y las frases más impactantes de las charlas, junto con algunas preguntas abiertas sobre las que flexionaré este próximo año, hasta que llegue la séptima edición.





La temática general se ha centrado en el cuestionamiento de lo que hasta hoy teníamos establecido como procesos, métodos, creencias y campos de acción.

Las preguntas son las siguientes:


¿Son las herramientas y procesos aprendidos suficientes para enfrentar cualquier tipo de reto?


¿Cuál es el aporte diferencial de cada diseñador si todos usamos las mismas herramientas?


¿Es suficiente centrarse en el ser humano (human centered design), como base de un proyecto?


¿Son solo los puntos de dolor (pain points) una base válida para el desarrollo de una solución?


¿Cuál es nuestra relación con el diseño de productos?


¿Cuál es el impacto de las decisiones de diseño que tomamos a nivel sistémico?


¿Cuál es el alcance que tiene el diseño de servicios en medio de la complejidad de problemas globales?


Entre las frases del resumen que haré a continuación espero que puedan encontrar la respuesta a alguna de las preguntas. En caso contrario, y al igual que yo, será un trabajo del día a día tratar de resolverlas y, de ese modo, poder cuestionar la burbuja profesional en la que estamos. A partir del cuestionamiento, podremos aportar el valor adecuado según cada situación.




MÁS ALLÁ DE LOS DOGMAS DEL DISEÑO DE SERVICIOS


SPEAKER:

Erik Roscam Abbing

Livework studio


RESUMEN:

Durante 15 años, (yo solo 7) los diseñadores de servicios nos definimos como creativos a la hora de solucionar problemas a través de procesos dinámicos. Sin embargo, la creatividad y la movilidad se pierde cuando usamos siempre los mismos dogmas, herramientas y marcos de trabajo para todo lo que hacemos.


Erik nos presenta 5 dogmas que hoy deberíamos cuestionar:


1. Los métodos y las herramientas.

2. La economía de los servicios.

3. La filosofía (cómo cada uno de nosotros llega a la “verdad”).

4. La ética.


A través de ejemplos y algunas anécdotas personales con las que me sentí identificada, Erik nos retó a pensar más allá de estos cuatro criterios. En este sentido, se evidenció que estamos en una posible burbuja y para evitar quedarnos en ella nos da los siguientes consejos:


· Practicar la agilidad mental, entendiendo que el contexto lo es todo y que el éxito de cada proyecto se dará gracias al entendimiento que le demos, con ojos curiosos y dispuestos a enfrentar la novedad.

· Construir nuevas narrativas.

· Ser frugal (Sencillo y poco abundante), es decir, no querer abarcar demasiado y ser realista con el alcance.

· Celebrar la subjetividad, donde cada persona tiene un entendimiento del cambio.

· Confiar en el instinto, siendo esta la marca personal de cada uno de nosotros.

· Respetar a todos los stakeholders; sus capacidades, conocimientos y relaciones con los procesos creativos y de diseño.




TRABAJANDO AL LÍMITE EN LA TRANSFORMACIÓN Y LOS CAMBIOS DE PARADIGMA.

SPEAKER:

Anna Kirah

Halogen


RESUMEN:

La charla trató sobre el diseño de servicios visto desde una mirada antropológica desde la que Anna Kirah nos hace pensar en el futuro de la profesión. A través de su experiencia en diferentes industrias y los retos de diferente índole y complejidad a los que se ha visto enfrentada, nos muestra la capacidad que tenemos para generar impacto, cuando aceptamos que el trabajo transdiciplinario es lo clave.


Para llegar al punto de la transdisciplinariedad, Anna nos propone lo siguiente:


1. Debemos entender que el diseño de servicios no lo es todo, que necesitamos de las ciencias sociales, de las humanidades, la economía, la ingeniería y la tecnología para encontrar soluciones que prevean de forma consciente el impacto sistémico que se puede tener.


2. Tenemos que ir más allá de los factores de éxito que nos propone nuestro modelo económico actual, que, en palabras de Anna, “is fucking us”. Este sistema nos hace tener la cabeza en la arena y encontrar soluciones desde las disciplinas que solo ven en la rentabilidad el factor de éxito.

“Las compañías piensan a corto plazo, anulando la habilidad de diseñar futuros estables


3. Antes que diseñadores somos seres humanos, muchas veces arrogantes y egocéntricos. Debemos ir más allá de nuestra individualidad y buscar reflexionar de forma colectiva, para encontrar nuevas maneras de hacer las cosas.


4. Para ser buenos diseñadores, primero tenemos que ser conscientes de quiénes somos como personas y cuál es nuestra capacidad de aporte.


5. Si queremos aportar tenemos que salir de nuestra zona de confort, salir a lo desconocido y sentir la incertidumbre. Anna nos asegura que solo dos cosas pueden pasar:


a. Perdernos y encontrar el camino correcto.

b. Perdernos y diseñar el camino.


6. Tenemos que dejar de hacer supuestos, nuestro peor enemigo es asumir. Salir a la calle y tener una conversación nos dará más insights que hacer infinidad de cuestionarios que no rescatan el alma de las situaciones.




7. Nosotros no somos los salvadores de nadie, nuestra labor es empoderar a las personas a que encuentren sus propias soluciones.


8. Muchas veces las soluciones están en nuestras narices. La arrogancia nos hace pensar que la solución no está y buscamos soluciones desde los problemas y no desde las soluciones de otros en contextos distintos. Muchas veces solo hace falta ampliar lo que ya está resuelto.


9. Es importante cultivar la inteligencia colectiva y acabar con los silos disciplinarios.

Sin duda, se trata de una ponencia que nos invita a reflexionar sobre cómo lograr ser transdisciplinarios desde la profesión. Anna es una mujer inspiradora, que nos hace pensar sobre nuestra integridad desde la aceptación de la labor de otros profesionales.



Como lo he dicho al inicio del texto, espero haber contestado algunas preguntas, o mejor aun, haber desatado más. Personalmente, me llevo la sensación de comodidad ante la duda. Creo que debe ser innato a nuestra profesión el cuestionarnos el por qué de las cosas de forma natural y como proceso de auto descubrimiento constante.


Los invito a poner a prueba los formatos, las herramientas y todo aquello que les da seguridad a la hora de resolver problemas. Cuando se sientan perdidos, entonces tendrán que buscar nuevos caminos regidos por el instinto y las conexiones con otras disciplinas. Tendrán, entonces, que cambiar la perspectiva y romper la burbuja.


SF

107 visualizaciones0 comentarios

ความคิดเห็น


bottom of page